Posts Tagged ‘riesgos’

La contaminación del aire puede dañar el ADN en pocos días.

contaminacion

Investigadores italianos han asegurado que respirar aire contaminado durante un corto periodo de tiempo puede hacer que algunos genes inicien una reprogramación. Estos cambios en los genes pueden suceder en tan sólo tres días y podrían aumentar las probabilidades que una persona tiene de desarrollar enfermedades como el cáncer.

Según datos de la investigación presentada en la Conferencia Internacional de la American Thoracic Society en San Diego, las comparaciones de muestras de ADN de la sangre de trabajadores sanos que fueron expuestos a altos niveles de partículas aéreas en un taller de fundición cerca de Milán reflejaron que después de tres días de exposición ocurrieron cambios en cuatro genes que han sido asociados con la supresión de tumores.

Este descubrimiento revela que “los factores ambientales necesitan poco tiempo para causar la reprogramación de los genes, lo que se relaciona potencialmente con los resultados de las enfermedades”, afirmó el investigador Dr. Andrea Baccarelli, profesor  asistente de biotecnología aplicada de la Universidad de Milán.

“Debido a que muchos de los efectos de la materia particulada de los talleres de fundición son similares a los encontrados después de la exposición a la contaminación atmosférica ambiental, nuestros resultados plantean una nueva hipótesis sobre cómo los contaminantes del aire modifican la salud humana“, dijo Baccarelli.

El profesor continuó explicando que los cambios en los genes de los trabajadores del taller de fundición quizá se debieron a la metilación del ADN, un proceso de transformación química que está relacionado con la reprogramación de los genes y que se encuentra en las muestras de sangre y tejidos de los pacientes de cáncer de pulmón.

Los cambios en la metilación del ADN que observaron son reversibles, y algunos de ellos ya se utilizan como objetivos para medicamentos del cáncer”, añadió el investigador. Además, planteó la posibilidad de diseñar intervenciones tempranas que puedan programar al gen par que vuelva a la normalidad y mitigue los mayores riesgos de salud de los contaminantes del aire.

Para finalizar, Baccarelli insistió en la necesidad de evaluar comó los cambios en la reprogramación de los genes observados se relacionan con el riesgo de cáncer.

El cambio climático podría ser peor de lo previsto.

00004Los efectos del cambio climático durante este siglo podrían ser mucho peores de lo que se creía hasta ahora si no se ponen en marcha medidas urgentes que frenen su avance, según nuevos cálculos realizados por el Instituto Tecnológico de Masachusets (MIT).

Esta nueva investigación, realizada por el Programa Conjunto de ciencia y Política del Cambio Climático del MIT y cofinanciado por el Departamento de Estado de Energía de los Estados Unidos, plantea 400 escenarios con variaciones mínimas de diferentes parámetros. Los resultados muestran una probabilidad media de calentamiento del planeta de 5,1 grados centígrados para el año 2100. El Panel Intergubernamental de Cambio Climático de la ONU (IPCC) estima que la temperatura no debe aumentar más de 2 grados de media durante este siglo para que los efectos no sean devastadores.

Según han afirmado los investigadores, el modelo utilizado es el único que incluye un tratamiento conjunto y completo de los posibles cambios en la actividad humana, el nivel de crecimiento económico y el uso de la energía en diferentes países, junto con la actividad climática.

Efectos combinados.

El director y coautor del trabajo, Ronald Prinn, recuerda la importancia de basar las políticas en investigaciones científicas constantemente actualizadas. Según el informe, la variación en el incremento de temperaturas depende de modelos económicos nuevos, que muestran menos posibilidades de disminuir las emisiones y que son diferentes a las circunstancias anteriores. Prinn añadió que todos los cambios que se preveen “apuntan a que puede haber más calentamiento global”.

Hay que tomar medidas urgentes.

Prin también ha advertido de que “sin acción hay un riesgo mucho más significativo de lo esperado hasta ahora, lo que incrementa la urgencia de llevar a cabo una acción política”.

“Las posibilidades recogidad en este modelo podrían estar realmente subestimando el problema porque no recogen por completo otros efectos, como el incremento de temperaturas por el deshielo de permafrost en la regiones árticas y la consecuente liberación de grandes cantidades de metao, un potente gas de efecto invernadero”, comenta.

Los desalentadores resultados de esta investigación ponen de manifiesto la importancia y urgencia de adoptar nuevas políticas nacionales e internacionales, sobre todo en relación al desarrollo de un nuevo sistema global de energía.